martes, 24 de marzo de 2015

INTERNET Y LOS NUEVOS SISTEMAS DE CONTROL





“Si utilizas al enemigo para derrotar al enemigo, serás poderoso cualquiera que sea el lugar al que vayas”

De Sun Tzu, estratega militar chino y autor del libro “El Arte de la Guerra” escrito en el siglo IV  A. C.





¿Quién no es actualmente usuario de cualquiera de las modalidades de inter comunicación personal existentes en la red de internet?

Prácticamente todos participamos de las redes sociales, correos electrónicos, videos comunicaciones, sistema skipe y otras múltiples modalidades, sin olvidar, las enormes posibilidades que las nuevas tecnologías brindan también a través de los Smart phones o de los whatsapp, más allá del coste en sangre que la obtención del coltan conlleva para hacerlos operativos.

Una realidad práctica y muchas veces lúdica que, como todas las cosas, es sólo una apariencia, porque más allá de lo que podemos ver a primera vista, se esconde la mayor operación de control masivo sobre la población conocida hasta la fecha.

Sería muy ingenuo pensar que una estructura como la de internet, creada por el Ejército con fines inicialmente militares, haya pasado, como por arte de magia, a disponibilidad del común de los mortales con la finalidad de facilitarle las cosas, potenciar su diversión y posibilitar la comunicación de informaciones relevantes, en tiempo de real, entre miles de personas incluso muy distantes geográficamente entre sí.

Muy al contrario, cada correo electrónico, cada video conferencia o cada opinión vertida en cualquiera de las redes sociales, queda grabada en una especie de “paneles” cuyo control y vigilancia están en manos de los diferentes aparatos represivos del Sistema, cualquiera que sea la ideología de la que pretenda revestirse.

Por eso, aunque el gran rebaño en que se ha convertido la sociedad en la que vivimos siga sin querer enterarse de nada de lo que está pasando en realidad, sí conviene alertar del peligro que implica cualquier comunicación relevante o sensible a través de internet y de los riesgos personales que ello conlleva dado el aumento exponencial del control represivo por parte de los estados.

Para contrarrestar esta situación, convendría volver a potenciar la comunicación presencial interpersonal y, caso de distanciamiento geográfico, retomar el correo postal, a través de terceros y sin remites, como instrumento útil de transmisión, sin olvidar el uso de navegadores que garantizan la privacidad, mediante códigos encriptados, de las informaciones transmitidas como Rise Up o Tor, entre otros.

Se trata de preservar la Libertad individual y la privacidad de cada cual, más allá de controles en la sombra que condicionan, limitan y, en su caso reprimen, el ejercicio de la más sagrada de todas las libertades, la libertad de expresarse y de pensar libremente.

viernes, 13 de marzo de 2015

SOMOS LA "RESISTENCIA"






“El cambio que se necesita vendrá de personas cuya mente haya cambiado, no de personas con nuevos programas”


Daniel Quinn, de “la Historia de B”


 


No se trata de imaginaciones ni de juegos de palabras, se trata de una realidad cruda pero cierta: nos encontramos en medio de una guerra sin cuartel en la que el Sistema ataca con toda su parafernalia legal y parapolicial al todavía incipiente grupo de “rebeldes” que hemos dicho ¡Basta! y que conformamos la Resistencia.


Una Resistencia, cada día más organizada y activa, que ha abogado por denunciar los innumerables desmanes a que está siendo sometida la población civil de todas las naciones, aportando soluciones alternativas varias, como la desobediencia civil, la movilización en forma de “mareas” o la resistencia pasiva (cuya convocatoria por internet es delito según la legalidad del estado totalitario español), o también informando, masivamente, de todo lo que está sucediendo a través de plataformas, asociaciones de vecinos o grupos heterogéneos de  lo más variado.


Un papel éste, el de la Resistencia, cada día más comprometida y más beligerante, hasta el punto de que los Estados están  intentando cortarle las alas, controlando, amenazando, persiguiendo y reprimiendo cualquier manifestación de expresión libre, libertad que, por su propia esencia, es el principal y más temible enemigo de Leviathan.


El mundo de internet y de las redes sociales está siendo uno de los escenarios bélicos más virulentos, donde se están cerrando y hackeando webs y blogs, como han sido los casos, entre otros, de http://www.espiaenelcongreso.com/ , http://www.rafapal.com/, http://foroantiusura.org/ , http://www.dolcarevolucio.cat/es/ de Josep Pámies, https://elproyectomatriz.wordpress.com/, http://esfuerzoyservicio.blogspot.com.es/ de Félix Rodrigo Mora, o http://laventanaesmeralda.blogspot.com.es/, siendo muy probable que http://gazzettadelapocalipsis.com/, http://kaosenlared.net/, http://putasparanoias.blogspot.com.es/, http://conspiracionabierta.blogspot.com.es/, https://ataquealpoder.wordpress.com/http://detrasdeloaparente.blogspot.com.es/, http://www.voltairenet.org/es, http://www.alasbarricadas.org/forums/,
http://www.mundodesconocido.es/,       http://free-news.org/htm/index.htm   o http://www.elvorticeradio.com/ entre muchos otros, estén siendo vigilados  o hayan sufrido también alguna “caricia” del estado protector.




Pues sí, somos la Resistencia y, pese a que han multiplicado su control represivo sobre quiénes nos atrevemos a denunciar y desenmascarar la Matrix, seguiremos alzando la voz y trabajando para que, quiénes apuesten por ingerir la pastilla roja de la Verdad en vez de la azul de la apariencia, se incorporen a una Resistencia que como ha sido siempre a lo largo de la Historia, tendrá que combatir desde la inferioridad material, pero también desde la superioridad ética y moral.


Resistencia representada por la inmortal canción del Partisano, pues Partisanos somos todos los que hemos decidido, en cualquier parte del mundo, no someternos y luchar, por todos los medios a nuestro alcance, por la misma libertad por la que lucharon nuestros valientes ancestros.

miércoles, 11 de marzo de 2015

EL PARTIDO POLITICO MAS RECOMENDABLE




“el anarquismo nos puede decir lo que tenemos que desaprender para ser libres, pero no nos puede decir como utilizar esta libertad: el anarquismo no impone ningún tipo de vida sobre nosotros, nos reta a hacer una vida digna, para liberarnos de todos los vestigios de la autoridad del poder, de la autoridad política.”   David Wieck





Cuando nos aprestamos a padecer múltiples convocatorias electorales donde el objetivo a batir es conocer, de entre todos los políticos que se presentan a este fraudulento esperpento, quién es el que miente más y mejor, convendría hacer un breve análisis sobre quién podría tener el “honor” de ser calificado como el más recomendable.


Partiendo de la base de que quiénes se arrogan, con nuestro  consentimiento y  complicidad,    la inmoral representatividad de ostentar una capacidad de decisión ajena sin responder, inmediatamente, de ninguno de los actos para los que esa delegación ad hoc  les hubiera sido  conferida, resulta evidente que ninguno mereciera llevarse esa calificación.


Si además, pese a la putrefacta legitimidad que cobija y ampara este  colosal fraude electoral donde nada es como parece y donde todo está decidido de antemano por los poderes económicos que han secuestrado la democracia, tenemos  la  convicción de que, quiénes dicen representarnos,  NO NOS REPRESENTAN, entonces parece evidente que la disputa por el “honor” de ser, de entre todos, el  partido político más recomendable, se torna una decisión harto complicada.


Y  si, además de  todo  esto, llegamos a la conclusión de que, (al igual que lo hizo el diputado protagonista del libro de Miguel Delibes y de la película en él basada  “el  disputado voto del señor Cayo” que recomiendo encarecidamente), no sólo  no  nos  representan, sino que, además, NO LOS NECESITAMOS, entonces habremos llegado a la conclusión de que el partido político más recomendable de cuántos se presentan a las próximas elecciones es, sencillamente, el que no existe.


 

lunes, 9 de marzo de 2015

LA BANCA PODRIA ESTALLAR




ASUNTO DE MÁXIMO INTERÉS SOBRE LOS DESAHUCIOS: MUY IMPORTANTE


De todas las informaciones que has podido recibir mías a lo largo de estos años, la que te remito a continuación, es la más importante y transcendente de todas ellas.
No sólo se trata de información sensible sobre uno de los grandes dramas humanos de nuestro tiempo como son los desahucios, sino, y lo más importante, se trata también de una información que contiene la esperanza cierta de su paralización, tras haber sido encontrada una “grieta” en el sistema legal y bancario para hacerlo posible.
Te ruego encarecidamente leas este breve dossier y lo hagas desprovisto/a de perjuicios, ya que, más allá de la apariencia, suele encontrarse, sino la Verdad de las cosas, sí al menos, una manera diferente de contemplarlas con objetividad.
 
 
NOTA PRELIMINAR

 Después de una larga marcha por el desierto donde, durante tanto tiempo, no ha habido ningún oasis de esperanza para las cientos de miles de personas amenazadas, cuando no desahuciadas, con la expulsadas de sus hogares ante la imposibilidad de hacer frente al pago de sus deudas hipotecarias como consecuencia de la “burbuja financiera” fabricada por la Banca, finalmente, un rayo de luz parece asomar para tantos y tantos dramas humanos agravados, hasta límites insoportables, por la complicidad de un Estado, que no ha dudado en poner todos los aparatos del Sistema, al servicio de una Banca a la que, impúdicamente, han rescatado con dinero público a costa del saqueo de, una vez más, los ciudadanos indefensos.


UNA GRIETA EN EL SISTEMA

 La aparición de ese rayo de luz y de esa ventana de esperanza están trayendo una gran bocanada de aire fresco, gracias al trabajo de investigación realizado, desde hace años, por Josep Manuel Novoa Novoa, periodista y experto en derecho bancario y concursal y autor del blog “ataque al poder” https://ataquealpoder.wordpress.com/ con quién ya me puesto personalmente en contacto, donde explica, ampliamente, la consistencia y consecuencias de una grieta aparecida en el mismo corazón del sistema bancario en virtud de la cual sería posible, con la normativa legal en la mano, paralizar los desahucios futuros y retrotraer los ya habidos, trabajo de investigación sobre el que se fundamenta el presente artículo.


ACCIONES EN MARCHA

 Consecuencia de estas investigaciones, gabinetes jurídicos como el de Elpidio Silva (el juez expulsado de la carrea judicial por haberse atrevido a meter en la cárcel a Miguel Blesa, presidente del Consejo de Administración de Caja Madrid desde 1996 hasta 2009), un cada vez mayor número de Jueces, Magistrados y algunos Registradores de la Propiedad, así como algunas asociaciones y blogs como “Vórtice” https://www.youtube.com/watch?v=Cp3Zro4dopM o http://laventanaesmeralda.blogspot.com.es/ hemos decidido atender la petición de Josep Manuel y difundir, por todos los medios posibles, esta auténtica “bomba de relojería” de la que los medios de desinformación generalistas silencian sistemáticamente, prueba evidente de a qué intereses sirven en realidad y de la solidez de la fundamentación de estas investigaciones.


JAQUE A LA BANCA: EL ARTICULO


 INTRODUCCIÓN

 Había una vez un país llamado España donde, durante más de una falsa larga década de bonanza económica, gran parte de la población, respondiendo al “canto de sirenas” de la economía de mercado cuyos principales valedores fueron los Bancos y Cajas de Ahorros, creyó poder comprarlo todo, incluido una o varias viviendas, aunque fuera a costa de hipotecarse hasta las cejas durante media vida pagando cuotas aparentemente asequibles y por debajo de un alquiler medio.
Un proceso a través del cual las entidades financieras hincharon sus balances y construyeron la “burbuja inmobiliaria” que, mientras la crisis no explosionó, les generó enormes beneficios ficticios, basados en la especulación financiera y en unas promesas de pago, muchas de las cuales, luego no se cumplirían.
De esta manera, tanto dinero ingresaron virtualmente en sus cuentas, y tanto manipularon sus balances llenándolos de apariencias y falsedades consentidas por el Banco de España y por la Comisión Nacional del Mercado de Valores, los organismos reguladores que, cuando estalló dicha “burbuja” en el año 2008 y la realidad de las cosas emergió con la fuerza de un terremoto, los miles y miles de millones de euros concedidos en forma de préstamos con garantía hipotecaria, que no eran más que meros apuntes contables, se transformaron en nada, cuando muchos prestatarios devinieron incapaces de afrontar el pago de sus préstamos hipotecarios.


LA “TITULACIÓN”, LAS SOCIEDADES GESTORAS Y LOS BONOS HIPOTECARIOS

 En plena efervescencia concesionaria de préstamos con garantía hipotecaria, es decir, durante ese tiempo en el que nadie pensaba que los precios de las viviendas nunca bajarían en una España que se había convertido para muchos “en un paraíso terrenal”, los Bancos y Cajas de Ahorros de este país, se las ingeniaron para poder sacar de sus balances gran cantidad de esos préstamos y, de esta manera, desprenderse del alto riesgo que comportaban, riesgo que no estaba garantizado, como exige la normativa legal, por su capital social.
Para ello, acudieron a una estratagema financiera que no era nueva pero de la que tampoco se había venido haciendo un uso demasiado común: la “Titulación”, en virtud de la cual comenzaron a “empaquetar” miles y miles de esos préstamos equivalentes a enormes cantidades de dinero, en “paquetes” denominados “Fondos de Titulación” que pasaron a estar integrados por múltiples préstamos todos ellos perfectamente identificados.
Estas Sociedades Gestoras, carentes de personalidad jurídica, emitían una especie de catálogo de ventas llamado “Folleto de Emisión”, en virtud de cuyas clausulas (redactadas de maneta ininteligible para el común de los mortales), convirtieron esos préstamos en una serie de productos aptos para ser vendidos en el mercado de capitales a los que denominaron “bonos hipotecarios”, Sociedades creadas al efecto y participadas accionarialmente, de manera mayoritaria, por los Bancos y Cajas de Ahorros que las constituían y de las que dependían.


EL INVERSOR “BONISTA”

Los compradores y adquirentes de estos “bonos”, estos son, los inversores ahora llamados bonistas, pasaron a convertirse, tras asumir las Clausulas del “Folleto de Emisión”, en los nuevos acreedores de aquellos préstamos así como en los titulares de las garantías que llevaban aparejados, ya que el artículo 1528 del código civil español, dispone que la venta o cesión de un crédito comprende la de todos sus derechos accesorios, incluidas las hipotecas.
Normativa que aquellas Clausulas contravinieron expresamente, reservando dichas garantías a la entidad prestamista originaria o cedente que ya había vendido el préstamo, sin que, muy probablemente, los nuevos acreedores “bonistas” fueran informados de esta circunstancia ni de las consecuencias derivadas de un posible impago del deudor hipotecario, riesgo que, en el derecho anglosajón, no se transfiere con la venta, cláusulas que, por lo tanto, podrían haber sido redactadas en fraude de ley.


LOS INVERSORES “BONISTAS” ALEMANES

 Curiosamente, resultó ser que la inmensa mayoría de esos inversores “bonistas” eran Bancos alemanes, a quiénes, y como consecuencia de no habérseles, probablemente informado, del riesgo que asumían caso de un posible impago, todos los ciudadanos españoles estamos pagándoles la factura, costeando un rescate bancario que, no es otra cosa, sino el pago de buena parte de esos “bonos” a las entidades financieras germanas.
Esto explica la más que probable advertencia habida por parte del gobierno alemán al español de que, caso de no hacerlo, denunciarían al Banco de España y a la Comisión Nacional del Mercado de Valores por su dejación de funciones de control y regulación financieros, riesgos que provocaron una muy mala salud para los bancos teutónicos, hasta el punto de que, el gobierno alemán, impidió que fueran sometidos a los test de stress al que sí tuvieron que someterse el resto de los bancos de la Unión Europea ¿entendemos ahora por qué tienen tanto protagonismo los bancos alemanes sobre la deuda española a la que han estado y siguen estando tan expuestos y por qué tanta precipitación para reformar, con nocturnidad y alevosía, el techo de gasto contemplado en nuestra Constitución por parte de nuestros queridos parlamentarios?


LOS BONOS HIPOTECARIOS DIVIDIDOS EN MIL Y UNA PORCIONES

 Si lo expuesto, hasta el momento, no fuera por sí solo ya lo suficientemente complejo, esta complejidad aumenta hasta límites insospechados, dado que, el bonista, no adquiría hipotecas completas del “paquete” de que formaban parte, sino participaciones de la emisión, las cuales se dividían en porciones de 100.000 euros cada una, pudiendo darse el caso de que una misma hipoteca pudiera tener múltiples acreedores bonistas en diferentes lugares del mundo, a quiénes correspondería, únicamente, una parte alícuota del préstamo originario, llegando a ser, muchas veces, de mínimos porcentajes sobre el total, lo que explica que no se personen en los procedimientos de ejecución hipotecaria y, subsiguientes desahucios, y sí lo hagan, por el contrario, suplantando su personalidad por carecer de legitimación procesal, los Bancos y Cajas de Ahorros originarios titulares de esos préstamos.


LA CLAVE DEL NEGOCIO DE LA TITULACIÓN DE BONOS

 Vendidos y transferidos, a través de la Sociedad Gestora, los “bonos hipotecarios” desde los “Fondos de Titulación” a los nuevos inversores “bonistas”, ésta obtenía suculentas comisiones pagadas por éstos como precio de la compra, comisiones que engrosaban su cuenta y por las que, al carecer de personalidad jurídica, no pagaban ni un solo impuesto, proceso repetido indefinidamente que aportó a las entidades financieras que las constituyeron, grandes cantidades de dinero cada vez que concedían más y más préstamos con garantía hipotecaria.
Sin embargo, al conceder préstamos con el riesgo que ello comportaba, estaban vulnerando, con la complicidad culpable de los organismos reguladores, las reglas aprobadas y suscritas en 2010 por el estado español en el “Acuerdo Bssilea 3”, por las que, entre otras cosas, todo riesgo asumido por una entidad financiera tenía que estar cubierto, cuando menos, por el 8% de su capital social, obligación incumplida, sistemáticamente, al conceder aquellos y sacarlos inmediatamente de sus balances con destino a un “Fondo de Titulación”.
De esta forma, las Sociedades Gestoras recibían las comisiones en concepto de la compraventa realizada y, mientras la crisis no estalló, también el pago del capital y los intereses del préstamo a cargo del deudor hipotecario, gestiones desarrolladas, como meros “administradores de cobros” por los Bancos y Cajas de Ahorros que, originariamente, concedieron esos préstamos que posteriormente vendieron.


LA TRAMPA DE LAS TITULACIONES

 De esta manera, las entidades financieras prestamistas originarias, continuaban apareciendo, en el Registro de la Propiedad, como acreedoras originarias y como titulares de esos derechos reales de garantía, pese a haberse desprendido del préstamo y carecer, por consiguiente, de legitimación para ello, realidad jurídica que podrán acreditar las “Escrituras de Constitución de los Fondos de Titulación” custodiadas en los registros especiales de la Comisión Nacional del Mercado de Valores, documentación a la que el interesado podrá acceder tras solicitarlo, mediante correo electrónico, caso de que decida impugnar este fraudulento proceso de suplantación que no sólo podría constituir un delito penal, sino que además podría generar una fuente de grandes indemnizaciones de carácter civil.


LOS “PRIVILEGIOS” LEGALES DE LA BANCA

 Aparte del principal privilegio de poder crear dinero de la nada a través del llamado “dinero deuda”, es fundamental hacer constar que, a diferencia de cualquier otra transmisión de bienes entre particulares, que obligatoriamente deberá inscribirse en el Registro de la Propiedad, la venta o cesión de bonos a un tercero adquirente por parte de los Bancos o las Cajas de Ahorros, no tiene, por el contrario, por qué ser registrada.
Un “privilegio” más que les facilita la posibilidad, caso de impago, de personarse en el procedimiento, como acreedoras y titulares originarios de garantías hipotecarias, sin serlo, e instar, pese a ello, la ejecución y subsiguiente desahucio del deudor hipotecario, al que no dudan en “lanzar” de su casa, por el solo impago de tres cuotas, dejándole, además, al no aceptar casi nunca la dación en pago, con una deuda de por vida, tras ocultar, eso sí, la clave que impide la legalidad de todo esto: que dicho préstamo fue titularizado.
De la misma manera, tampoco existe obligación legal del vendedor o cedente de notificar al deudor la venta de su deuda a un tercero, ni de identificar al nuevo acreedor (que sí aparecerá debidamente identificado en las “escrituras de constitución del Fondo de Titulación”, opacidad mal intencionadamente buscada que, paradójicamente, se está volviendo en contra de las entidades financieras como si fuera un bumerang.


CONSECUENCIAS LEGALES DE SUPLANTAR LA LEGITIMACIÓN

 La principal consecuencia derivada de todo este proceso de suplantación, radica en que, tanto los futuros desahucios ya programados como los ya habidos anteriormente, podrían ser anulados, si se pudiera demostrar, proceso complejo pero posible, que fue suplantada la figura del legítimo acreedor bonista aportando una documentación original que ocultó a los jueces la venta del préstamo inicial, proceso que consta en el “Fondo de Titulación” gestionado por la Sociedad Gestora, ante lo cual cabe hacerse la pregunta siguiente: ¿cómo es posible que los bancos se inscriban a su nombre en el Registro de la Propiedad el bien inmobiliario que garantizaba el préstamo que en su día vendieron, sin que los registradores, hasta no hace mucho tiempo y casi de manera unánime, se opusieran a semejante desmán?¿podría explicárnoslo el señor presidente del gobierno actual, registrador de la propiedad para más señas?


CONCLUSIONES

 1- la entidad que se persona como acreedora, sin serlo, no está legitimada para reclamar nada y, por lo tanto, podría estar cometiendo un delito de suplantación;
2- nada puede hacerse tampoco contra la sociedad Gestora ni contra el “Fondo de Titulación” al carecer de personalidad jurídica;
3- y, por si fuera poco, el acreedor bonista no puede comparecer, sencillamente, porque difícilmente será localizado, ya que el préstamo reclamado se dividió en participaciones de cien mil euros que adquirieron múltiples compradores, a cada uno de los cuales pertenece una minúscula parte del todo.


UNA VENTANA ABIERTA A LA ESPERANZA

 Y, lo más importante: se abre una puerta a la esperanza para todos aquellos inmersos en causas de posibles desahucios, toda vez que esta “grieta” está siendo conocida cada vez por más gente, incluidos letrados que están adoptando posiciones claramente beligerantes al respecto, aparte de que ya hay Registradores de la Propiedad que se están negando a inscribir la propiedad de inmuebles obtenidos por las entidades financieras tras una ejecución hipotecaria al no acreditar ser sus legítimos propietarios, “grieta” encontrada dentro del propio Sistema que pone en jaque su propia esencia y que podría paralizar los procedimientos de desahucio inminentes y, retro activar, los más de 600.000 habidos desde 2007.


PRIMEROS PASOS A DAR PARA PARALIZAR UN DESAHUCIO

 Por lo tanto, se está recomendando que, quiénes estén inmersos en un proceso de desahucio, presenten, a través de sus abogados, incidente de oposición cuando (y no antes, de momento) sea fijado el lanzamiento de su vivienda y sean obligados a abandonarlas.
Todo ello en base a que, al no poder acreditar el reclamante, a requerimiento del juez y a instancia del abogado del deudor, ser el legítimo acreedor (sino como mucho un mero “administrador de cobro” de la Sociedad Gestora, circunstancia que, por cierto, tampoco acreditan nunca, no fuera a ser que alguien les pidiera explicaciones sobre esa “representación” toda vez que se personan como acreedores y titulares legítimos), el procedimiento quedaría, como así está ocurriendo ya, paralizado “sine die”.
Paralización que constituye una auténtica “bomba de relojería” y una grieta por donde atacar, de manera directa, la esencia misma del Sistema y acabar con la insultante impunidad de una Banca en connivencia de intereses permanente con los diferentes aparatos del Sistema y, en tanto, no se inventen algo nuevo que vuelve a ampararlas y a protegerlas otra vez para escarnio de todos.


CÓMO ACCEDER A LOS ARCHIVOS DE LOS FOLLETOS DE EMISIÓN CUSTODIADOS EN LA CNMV

 * Nota: ¿Cómo acceder al archivo de Folletos de Emisión en la Comisión Nacional del Mercado de Valores?
1) clicar en Google Comisión Nacional Mercado Valores
2) en su web, clicar: Emisiones cotizadas e ir a Consulta a Registros Oficiales.
3) en el listado que aparece, clicar en Emisiones, Admisiones y OPAS y (debajo) encontrarás: “ Folletos de emisión y OPVs,
4) donde pone denominación de la entidad, poner por ejemplo BBVA, clicar Buscar, y se abre: dice que Han sido encontrados, por ejemplo, 47 resultados,
5) en el desplegable Banco Bilbao Vizcaya Argentaria S.A., al Seleccionar te muestra los Fondos emitidos, selecciona el que buscas y clica sobre él, por ejemplo BBVA RMBS 5, te aparece en el buscador, clica en Seleccionar y te lleva al Fondo que estás buscando.

lunes, 23 de febrero de 2015

EL ULISES DE HOMERO, EL NEO DE "MATRIX" Y "PODEMOS"


Fragmento de la película "Matrix"


"Las revoluciones se producen, generalmente, en los callejones sin salida"  -   Bertold Brecht




Hablando con unos y con otros, ha sido fácil constatar la gran ilusión que la irrupción de “Podemos” en el panorama político español, ha generado en los sectores más jóvenes y cuarentones de nuestra sociedad.
Entre sus más firmes partidarios, no faltan quienes sostienen que, finalmente, al menos ahora (y para muchos después de mucho tiempo), alguien ha sido capaz de sacarlos de la modorra y hacerles creer en un discurso político que ha despertado en ellos, sin ninguna duda, lo mejor de sus ideales.
Sin embargo, precisamente por ello, nunca como ahora las trompetas deben llamarles a rebato, para que, desde su capacidad crítica, observen y exijan el cumplimiento estricto de sus promesas, más allá de demagogias que sólo pueden creerse quiénes prefieren cerrar los ojos a la realidad.
Por motivos ya expuestos en este blog, quién suscribe, pese a una “inexplicable” romántica simpatía, no puede creer en “Podemos”, y si hablo de “creer” es porque estamos hablando de una cuestión de fe a la que aferrarse como un clavo ardiendo, en un momento en el que el Sistema hace quiebra por los cuatro costados.
Sin embargo, esta comprensible necesidad, encierra en sí misma un gran peligro, porque igual que el “canto de sirenas” intentó seducir al mítico Ulises en la homérica “Odisea”,  o a Neo le fue dada la opción, en “Matrix”, de ingerir la pastilla azul antes de decidirse por adentrarse en el  universo de la Verdad eligiendo la roja, también a ti se te está dando la misma alternativa.
Más allá de lo que “Podemos” representa de verdad, deberías optar por ingerir la pastilla azul, si prefieres seguir viendo la realidad como tú quieres verla o, por el contrario, la roja, para aprender a verla tal cual es, aunque no te guste y te cause dolor, primer paso de cualquier revolución interior antes de proyectarse hacia el exterior.
El Sistema se ha encargado de crear, dentro de un inequívoco programa de disidencia programada, una nueva formación política cuyo principal razón de ser es que oigas lo que quieres oír, más allá de su viabilidad, porque, haciéndolo, impedirá que escojas la pastilla roja y que, al hacerlo, des un primer paso hacia tu Libertad, aunque esa Libertad sea sinónimo, muchas veces de caídas, desasosiegos y frustraciones.
En todo caso, siempre serás tú quién tenga la última palabra sobre cuál de las dos pastillas ingerir, porque sólo tú podrás optar por seguir viviendo dentro de la “Matrix” o, por el contrario, empezar a desenmascararla.

viernes, 13 de febrero de 2015

UNA GRIETA EXPLOSIVA EN EL CORAZÓN DE LA BANCA



ACLARACIÓN



La información contenida en este escrito, aunque elaborada personalmente, está fundamentada en las investigaciones realizadas por el periodista y experto en derecho concursal y bancario, Josep María Novoa Novoa, cuyas conclusiones ha dado a conocer a través, entre otras fuentes, de su blog “Ataque al Poder” http://ataquealpoder.wordpress.com/ investigaciones que han provocado que, bufetes de abogados de la talla de Elpidio Silva, Francisco Sánchez, Sandra Ribas y Víctor Chávarri,  hayan sido los primeros en adentrarse en la grieta del laberinto bancario por donde podrían paralizarse los desahucios por ejecuciones hipotecarias, investigaciones de extraordinaria importancia para las que  se ha pedido la máxima difusión y colaboraciones posibles, colaboración que desde este blog de la ventana esmeralda  jamás dudaremos en prestar a nadie que lo solicite en cualquier causa justa, como la presente.


 


ADVERTENCIA


Lo que voy a exponer a continuación, es de una importancia extraordinaria y por lo tanto, no es un pasatiempo, una ocurrencia ni una tomadura de pelo, sino algo de consecuencias imprevisibles y, probablemente, transcendentales.


Vamos a hablar de cómo poder paralizar las ejecuciones hipotecarias y subsiguientes desahucios que tantos dramas humanos están generando, incluido el suicidio de no pocos deudores hipotecarios ante la tragedia de verse privados de su hogar, mientras el Sistema, a través de todo su poder, ejerce despiadadamente toda su represión, con la garantía de un ordenamiento jurídico que demuestra la  connivencia inseparable de intereses entre el Estado y las oligarquías financieras.


La información que a continuación se expone, contiene la explosiva capacidad de paralizar el terrible drama humano de las ejecuciones hipotecarias y consiguientes desahucios fijados como inminentes, así como la capacidad retroactiva para anular las ejecutadas hasta la fecha, ya que ha sido posible encontrar una grieta en la “Capilla Sixtina” de los Bancos y Cajas de Ahorros españoles personados como acreedores en los procedimientos ejecutivos de desahucio sin poder acreditar que lo son, una grieta ésta, que bien podría convertirse en una bomba de relojería de consecuencias imprevisibles que podría hacer saltar el sistema bancario en su conjunto.


Por lo tanto, al margen de tu escepticismo, conocer primero y actuar después de haber tenido acceso a esta información, podría evitar terribles dramas a cualquiera de las personas de tu entorno personal, familiar o vecinal. De ti depende. No seas su cómplice.


Esta es la historia.


 
LA HISTORIA


Había una vez una especie de paraíso terrenal llamado España donde, entre 1995 y 2007,  se construyeron siete millones de viviendas y donde el precio especulativo medio  de éstas se multiplicó por tres, período de bonanza económica en el que  un amplio sector de la población se hipotecó en masa, aprovechando  las atractivas, aunque envenenadas,  condiciones bancarias, y la falsa creencia de  que el precio de las viviendas nunca dejaría de aumentar.


En este contexto, el señor Z, nuestro protagonista, acudió a la entidad financiera B para solicitar un préstamo con garantía hipotecaria con el que comprar una bonita vivienda, propuesta aceptada con una sonrisa y un apretón de manos por el director bancario de turno, para quién,  más allá  de las débiles garantías de reembolso  presentadas por aquel, dicha concesión constituía una fuente segura de suculentas comisiones personales y de que su entidad incrementase ficticiamente sus balances.


Y digo ficticiamente, porque el riesgo que conllevaban dichas operaciones (no olvidemos que no dejaban de ser meras promesas de un pago a largo  plazo), no estaban garantizadas por un capital social de  todo punto insuficiente para garantizar aquel, manteniendo, falsamente, unos ratios de solvencia que sólo serían desenmascarados cuando estalló la crisis en 2008  y cuando  aquella  promesa de  pago del señor Z resultó imposible de ser cumplida.


Al engordar sus balances de esta manera, y con la inestimable colaboración  pasiva  del Banco de España, se ingeniaron la treta de sacar esos sabrosísimos importes de sus cuentas internas, camuflando la hipoteca del señor Z y la de otros siete millones de prestatarios, en miles y miles de “paquetes” que reconvirtieron en una especie de paquetitos denominados “bonos”.


 A partir de ese momento y a cambio de la percepción de suculentas comisiones, los  vendieron masivamente  a inversores  sobrados de liquidez llamados “bonistas”, entre los que destacaron, principalmente, los bancos alemanes, quiénes, de esta manera, se convirtieron en los legítimos acreedores de aquellas deudas con el riesgo potencial  de  su posible incobro, como así terminó siendo ¿te va sonando la historia del por qué la Alemania de la señora Merkel está ahogando las economías del sur de Europa y del por qué la casta política de este país antepuso, vergonzosamente, el pago de estas deudas a los acreedores, a costa del desmantelamiento de servicios públicos esenciales, modificando para ello, con alevosía y nocturnidad, el artículo 135 de la Constitución?


Recapitulemos: al señor Z  la entidad financiera B le ha concedido un préstamo hipotecario, derecho creditico que, posteriormente, ha vendido a un tercero constituido como legítimo acreedor, todo ello sin que, en ningún momento, dicha transmisión le haya sido comunicada  y sin que, tampoco en ningún momento, haya dispuesto de un solo euro real, reduciéndose toda la operación  a la extensión de un cheque en su favor que fue posteriormente cancelado en el Centro de Compensación Bancaria hasta convertirse en un mero apunte contable (fundamento de la creación del dinero de la nada o “dinero deuda”), por lo que el señor Z, nuestro protagonista, se comprometió a devolver algo de lo que nunca dispuso, sencillamente porque nunca existió (fraude reconocido como tal en la llamada “sentencia Mimnesota” por la que se declaró nulo el procedimiento de ejecución hipotecaria debido a que el dinero utilizado sólo fue virtual y nunca real)  


https://ataquealpoder.wordpress.com/tag/sentencia-de-minnesota/


Y lo mismo que le sucedió al señor Z, le ocurrió a casi siete millones de deudores hipotecarios más, mientras este patético carrusel continuó dando vueltas y más vueltas hasta que  la “burbuja” estalló y las entidades financieras ya no fueron capaces de seguir haciendo uso de aquella ingeniosa treta, ya que nadie estaba dispuesto ya a comprar esos “bonos” o, lo que es lo mismo, se tuvieron que comer con patatas los préstamos hipotecarios que habían concedido, momento, a partir del cual empezó a destaparse este colosal fiasco.


Un fiasco con olor a quiebra del Sistema, que sólo pudo evitarse gracias a la intervención del Banco Central Europeo, quién se encargó de comprar toda esa “basura” con cargo a la deuda pública del estado español al avalar la devolución de sus importes caso de que las entidades financieras a quiénes se compraron aquellas no lo hicieran, como así sucedió, ¿o acaso no te suena aquello del “rescate” bancario que el gobierno español, con una desvergüenza difícil de describir, niega haber existido, mientras nos cuentan a cuánto asciende el “agujero” de la banca con datos manipulados que no contemplan ni los avales del Estado ni las ingentes cantidades camufladas a través de organismos como el F.R.O.B., S.A.R.E.B., M.E.D.E. o P.G.D.B.?


Por lo tanto, si la entidad financiera B vendió los “bonos” a terceros, ¿por qué no consta esa transmisión en los Registros de la Propiedad, como así sucede cuando cualquiera de nosotros hacemos una transmisión patrimonial?, siendo la respuesta para que aquellas puedan actuar sin quedar claro en nombre de quién, ya que en  los Registros Especiales de la Comisión Nacional del Mercado de Valores, sí consta, por el contrario, el nombre del acreedor cesionario, o sea el nuevo acreedor del señor Z, listados registrales que éste podrá consultar, a cambio del pago de una tasa, donde aparecen los llamados “Fondos de Titulización”, y todo ello aunque en los Registros de la Propiedad siguen apareciendo como acreedores las entidades crediticias originarias, como si la cesión de los créditos nunca hubiera tenido lugar, oscurantismo y opacidad garantizados por la tradicional connivencia entre los tres poderes del Estado, los Registradores de la Propiedad y las oligarquías financieras.


Una farsa ésta, que permite presentarse en el juzgado como acreedoras,  e instar las ejecución por impago, o sea el desahucio, a las entidades financieras originarias, pese a carecer de legitimación para hacerlo, legitimación que, caso de ser exigida, nunca podrán acreditar, sencillamente, porque no son los legítimos acreedores, en este caso del señor Z, falta de legitimación cuya consecuencia principal podría ser la anulación del procedimiento de ejecución, además de las responsabilidades penales y posibles indemnizaciones civiles derivadas de un enriquecimiento ilícito.


Llegado a este punto, el señor Z, cuya ejecución hipotecaria por impago y subsiguiente desahucio están en marcha, puede presentar, por este motivo, a través de sus abogados, “un incidente de paralización” sobre la base de que quiénes así reclaman, ni tienen legitimación para hacerlo ni poder de representación  de ningún “Fondo de Titulización” debidamente acreditado, algo que ya se está haciendo pro varios bufetes de abogados como los de Elpidio Silva (el juez expulsado de la carrera judicial por haberse atrevido a encarcelar a personajes como el señor Blesa), vía procedimental, ésta, todavía incipiente, que debería ser el punto de partida inicial de una oleada masiva de demandas con el mismo fin: paralizar los procesos por desahucio y revertir los ya consumados.

martes, 27 de enero de 2015

PABLO IGLESIAS Y ALEXIS TSIPRAS, SOSPECHOSOS PARALELISMOS




Nada es lo que parece ni nadie es quién dice ser”
 Lema personal


Los dos pertenecen a la misma generación y tienen una edad muy semejante: Alexis 40 años (28-7-1974) y Pablo 36 ( 17-10-1978).
Alexis nació cuatro días después del final de la llamada “Dictadura de los Coroneles” (1967-1974), mientras que Pablo lo hizo, sólo dos meses antes de que se aprobase la dictadura constitucional con la que se nos hizo creer que se enterraban las estructuras franquistas.
Ambos fueron militantes comunistas en su juventud, Pablo, en la Unión de Juventudes Comunistas de España (rama juvenil del P.C.E.) y Alexis en las Juventudes del Partido Comunista Griego E.K.K.
Ambos poseen formación  universitaria y ambos dieron sus primeros pasos en la Política en los círculos estudiantiles más reivindicativos, Alexis como miembro del Consejo Central de la Unión Nacional de Estudiantes de Grecia (EFEE 1995-1997) y Pablo participando en los Movimientos Anti Globalización  que desembocaron en el Movimiento 15 M.
Syriza, el partido de la Izquierda Radical de inspiración comunista, despegó electoralmente en 2004, mientras que el “Podemos” de Pablo lo hizo en las legislativas europeas de 2014 tras el embrión del 15 M, fenómeno social acontecido en 2011; ambos han sido o son eurodiputados.
El 15 de noviembre de 2014, ocho meses después de fundar la formación (11-3-2014), Pablo Iglesias fue proclamado secretario general de su partido, mientras que Alexis lo fue tras las elecciones de junio de 2012, ocho años después de la fundación de Syriza.
Ante estas sorprendentes afinidades cabe hacer no pocas preguntas: ¿se trata es un fenómeno espontáneo la meteórica irrupción de estos dos jóvenes líderes políticos, ambos antiguos militantes comunistas, en las arenas movedizas del martirizado Sur europeo masacrado por la crisis económica provocada por las élites?
¿Representarían una nueva jugada maestra de la ingeniería social dominante, para concentrar y controlar el enorme torrente de ilusión generado por la desesperanza y la indignación de gran parte de la población ante unas estructuras que necesitan reinventarse para seguir sometiendo a los pueblos a la esclavitud hasta convertirlos en “seres nada” o. serían por el contrario, un soplo de aire fresco en medio de esta putrefacción sistémica aun sabiendo de lo que son capaces las élites cuando algo o alguien no les gusta, incluido el asesinato o los golpes de estado?
¿Podrían ser Pablo y Alexis dos nuevos peones, extraídos de la recámara en este tablero de ajedrez, ahora y precisamente ahora, cuyos discursos programados no tendrían otro objetivo que convencernos de que estamos ante una nueva aurora, cuando ninguno de los dos parece tener intención alguna de dar ningún paso de carácter revolucionario para romper con el Sistema? ¿Son realmente lo que parecen ser?
¿Son políticos honestos que, en el mejor de los casos, podrían desconocer quiénes los están manejando, o serían, simplemente, dos nuevos controladores, ahora sin corbatas y con coleta, cuyo auge ha tenido que ver decisivamente con el “apoyo” mediático en unos medios de desinformación que jamás les habrían dado opción de haber constituido una amenaza para el Sistema?
Quiero creer en la honestidad de los dos, me son simpáticos, no lo negaré, aunque algunos de los pasos dados ya por el señor Iglesias son más que sospechosos y albergan no pocas dudas, mientras observo, con interés, como la Grecia de Alexis planta cara, si es que decide hacerlo, a la triple mafia especuladora de la Banca, el Sionismo y la Unión Europea, sin olvidar la sospecha de la larga y sinuosa mano de la Masonería en este complicado mundo de apariencias donde, más allá de lo que parece, todos parecen jugar a lo mismo.